Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información | Y más
Cartas de una sombra
 
 
 
 
 
Google
 
El tiempo en Sanlúcar 
El Tiempo en Sanlucar de Barrameda - Predicción a 7 días y condiciones actuales.

ELPAIS.com | Noticias de Lo más visto

Redacción 
Visítanos en: 
         
 
 
Cartas de una sombra PDF Imprimir E-mail
Usar puntuación: / 1
MaloBueno 
04 de Febrero de 2018
Las campanadas
José Antonio Córdoba.No son precisamente aquellas de las doce uvas, cuando como fanáticos y dementes nos plantamos frente a la pantalla de televisión, o acudimos en masa a la plaza del pueblo a reivindicar nuestro incivismo colectivo. No. No son esas campanadas.
Uno que es de pensar poco, pues si le diera más libertad a mi mente acabaría dentro de eso que llaman “Zivilgesellschaft” A poco que salgo a caminar me voy encontrando elementos por las calles de esta villa, que me traen a la mente esa octavilla que presentaron aquellos de “Zivilgesellschaft” donde no es más que una mera recopilación de etiquetadas intencionalidades  para “que el Ayuntamiento lo haga y lo pague to”, y de “subvenciones pal jardín de mi asociación”, donde uno sigue sin ver  eso de “Zivilgesellschaft”. Como decía, sales a caminar te encontrándote elementos que si son parte de nuestra historia, de “Zivilgesellschaft”, de la vida de este rincón donde el langostino no veranea en Madagascar y la manzanilla no es una manzana diminuta. Sanlúcar debería de ser una referente más, además de para comer y broncearse al sol.

Ya me “liao”. A ver… Eso. Caminando, decía, te vas encontrando con elementos que llaman la atención no solo por su relevancia histórica a nivel local, sino por la foránea. No hace mucho estuve por el Palacio de Orleans-Borbón, y resulta lamentable, por no decir, verdaderamente vergonzoso que estos de “Zivilgesellschaft”, no recojan la puesta en valor de dicho inmueble, con medidas que busquen reparar ese edificio, ya no solo sus muros perimetrales, si no otros elementos del lugar como la antigua biblioteca con esas cubiertas en ruinas. Y si entramos en la Merced, ni Dios la salva.
 
Pero esta tarde, y después de haber pasado tantas veces por su vera haciéndome  siempre la misma pregunta: ¿Cuándo tañerán de nuevo tus fantasmales campanas? Por respuesta, el mudo silencio de un badajo fantasmal o, una foto vacía. Quizás sea mi ignorancia en estas lindes de la cultura, de la historia, que marquen este romanticismo por aquellos lugares que en sus piedras aún queda algo de aquel tiempo, que ahora pretendemos vender hipócritamente como de Grandes hombres y mujeres. ¡Y lo fueron!, pues su huella perdura, pero aquí, antes como ahora solo predomina la envidia por haber querido hacer lo que otros hicieron aún a costa de sus vidas, para regresar a casa y en el mejor de los casos recibir un vaso de vino como pago a todo esfuerzo y dedicación.
En mi Facebook acompañaré estas letras con algunas fotos, de elementos que ya hemos hecho cotidianos en nuestro deambular callejero.
 
Seguramente y como viene siendo habitual, le cargaremos las responsabilidades a otros. Como dice alguien normal: “Movilizan países enteros por unos pozos petrolíferos, pero ni un dedo por atrocidades como las cometidas por los talibanes contra monumentos históricos” o algo parecido. Aquí en eso de la cultura, solo nos diferencia de los talibanes la situación geográfica. Quizás ellos tenga incluso un punto de objetividad, ya que ellos van hasta el monumento, nosotros pecamos por desidia.
Hoy me refiero a esa iglesia de San Francisco, esa torre vacía cual espectro, pero que a la vez enamora al bañarse con los rayos dorados de nuestro bello atardecer…
 
 
 
 
Farmacias de guardia
 
Horario de misas
Actualizado Enero 2018
 
El baluarte digital
 
Viva mi dueño
"Quizás sería deseable que algún día promulguen una ley para facilitar a todos aquellos que, harto de los políticos, jerarcas, purpurados y empresarios, y sobre todo, asqueado de sus conciudadanos, quieran dejar de serlo"
El viejo del Asilo*.-Este ha sido siempre, y lo sigue y seguirá siendo, un país ruin, de gente mal pensada, bravucona y sobre todo, dada a la diligente genuflexión ante el poderoso, sea un jefe, un político o un simple adlátere del amo de turno, una tierra de siervos en busca de una mano que, por un puñado de calderilla o una loa, le acaricie el lomo o le llene de mendrugos el estómago agradecido.

El padrino

La hemeroteca local, y enlazar con vivencias me permiten emitir estas consideraciones sobre la pseudoempresa de limpieza de colegios, en un punto que parece que los políticos ni lo son, ni lo han sido, ni lo serán.Que a estas alturas no sepan de la historia de fundación de la misma, peca ante todo de incauto o de saltacharcos.
Esta cuestión es difícil de comprender sin la figura del capo nostro, Don Josep Lluis y Don J.J. Ilustres asaltacaminos de la política y de cualquier puesto de relevancia.
Últimos entradas más leidas
 Sanlúcar  Media
Sanlúcar Digital  ISSN 1989-1962
 
 
     
© 2018 Portal Sanlucardigital.es
Joomla! is Free Software released under the GNU General Public License.